miércoles, 13 de junio de 2012

Falta de libertad interna

Creen que no se da pero sí se da.
La falta de libertad es la causa que hace nulos muchos matrimonios a los que llegan los novios con coacciones tanto externas
como internas.

La "falta de libertad interna", consiste en la incapacidad de autodeterminación del contrayente para elegir libremente casarse, a consecuencia de alguna alteración psíquica grave. Esta alteración psíquica se debe a alguna patología del psiquismo que produce una incapacidad electiva, o bien puede provenir de la concurrencia de unas circunstancias externas extraordinarias con un tipo de personalidad frágil. En este segundo caso no es necesario que se de una patología grave. Piénsese, por ejemplo, en una persona de carácter débil que, ante un embarazo no previsto, es forzado por sus padres a casarse o se ve obligado a hacerlo por su propio sentido de responsabilidad sin que sea capaz de oponerse a esas circunstancias.

Son varios los "mecanismos" que tiene la Iglesia para tratar de identificar estos casos antes del matrimonio: Desde luego en el Cursillo de Novios hay que tratar de detectar si se da alguna de estas circunstancias. A la hora de hacer el expediente prematrimonial se pregunta expresamente a los contrayentes y a los testigos si acuden al matrimonio libremente, si se hace bien el expediente, con seriedad, preguntado a cada uno a solas, se puede averiguar si se da alguna de estas circunstancias. El sacerdote, a la hora de preparar el matrimonio, tiene que tener especial cuidado sobretodo cuando hay un embarazo de por medio y los novios son especialmente jóvenes o manipulables. Finalmente, en la liturgia del matrimonio se pregunta expresamente si vienen a contraer matrimonio "libre y responsablemente".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada